jueves, 7 de mayo de 2009

EL COLEGIO
***
"Se componía el recinto de grandes extensiones, destinadas al cultivo de alfalfa y maíz, que rodeaban un conjunto arquitectónico espléndido de tiempos espléndidos: dos caserones inmensos, rectilíneo el uno; el otro, el noble que debía haber sido, adornado, con encantos en la piedra arenisca; amplios huecos que fueron ventanales con vidrieras, galerías cubiertas mirando al sur, palmeras medio secas, oasis criado con mimo suntuoso. Parecía, en fin, un Versalles en el que hubieran entrado a la carrera los elefantes de Aníbal, y así debe ser poco más o menos"
José L. Matilla. "El cuarto árbol" (Seix Barral 1994)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada